Con Espíritu Nómade

Polizón en altamar

Shhhh!!!! Que no se depierte el Booby! Me resulta casi gracioso. Estoy en medio de la noche, atándome a la línea de vida, tratando de no hacer el más mínimo ruido para que el Booby siga su descanso. Me muevo por la cubierta despacio, suavemente, para que no se asuste y lo miro a cada rato para ver por dónde anda. Sopla, necesitamos hacer maniobra cerca del Booby. El loco nos mira como diciendo: ¡shhh! ¡No te ves que estoy descansando! Se voló a la mañana, después de una linda noche de descanso. Las chicas averiguaron sobre sus hábitos y comidas.

The Brown Boobie

The Brown Boobie

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *